Fisioterapia

Qué es la fisioterapia

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) la Fisioterapia es:

“El arte y la ciencia del tratamiento por medio del ejercicio terapéutico, calor, frío, luz, agua, masaje y electricidad”.

La fisioterapia integra un conjunto de técnicas que emplean diversos agentes físicos (calor, frío, luz, agua, electricidad…) y que se complementan entre sí para buscar el modo más efectivo de tratamiento según la afección a tratar.

 

En qué puede ayudarte la fisioterapia

La fisioterapia no trata exclusivamente de curar, recuperar y readaptar a los pacientes susceptibles de recibir un tratamiento de fisioterapia sino que, más importante aún si cabe, PREVIENE la aparición de muchas patologías y lesiones del sistema músculo esquelético. Por lo tanto, la PREVENCIÓN ocupa un lugar importante dentro de la fisioterapia.

Qué técnicas utiliza el fisioterapeuta

En fisioterapia, el profesional dispone de un amplio bagaje de técnicas a su alcance, para que mediante su conjugación, se logre una terapia  lo más acorde posible a las características individuales del paciente y de su patología.

Estas son las principales técnicas que se utilizan en fisioterapia:

    • Técnicas de Masaje.
    • Técnicas de Osteopatía.
    • Técnicas de Reeducación Postural Global (RPG®).
    • Técnicas de Movilización Activa y Pasiva.
    • Técnicas de Estiramientos Miotendinosos y Fasciales.
    • Técnicas Reeducación Sensitivo Perceptivo y Motriz.
    • Técnicas de Vendajes: vendajes funcionales e inmovilizaciones semirígidas.
Mecanoterapia en todas sus formas y manifestaciones.
  • Técnicas de Adaptación al Esfuerzo.
  • Técnicas de Fisioterapia Respiratoria.
  • Termoterapia.
  • Crioterapia.
  • Electroterapia: ultrasonidos, magnetoterapia, microonda.
    - Ondas de Choque Radiales: RSWT®.
    - Técnicas de Tratamiento para Trastornos Neurológicos.

Existen una gran variedad de  técnicas, pero estas son las de uso más habitual.

 

IMPORTANTE: Aspectos a tener en cuenta por el paciente.